Turismo Ornitológico / Turismo de Naturaleza - Bornos | Coto de Bornos

Turismo Ornitológico

Turismo Ornitológico

La ubicación geográfica estratégica de la Península Ibérica, “autopista” para las aves entre dos continentes, Europa y África, hace de ella una de las principales rutas migratorias para millones de aves que crían en verano en el norte y centro de Europa, y que migran en invierno a zonas más cálidas en África; incluso muchas de ellas lo hacen en España.

La creciente afición a la observación de aves se hace patente en los numerosas visitas que recibe Bornos por éste motivo, siendo la Cola del Embalse uno de los lugares preferidos para el avistamiento de aves.

Localizado entre los municipios de Arcos de la Frontera, Villamartín y Bornos, del cual recibe su nombre, el embalse se establece sobre las aguas del Río Guadalete. Este lugar declarado paraje natural es un humedal de gran valor ecológico. Entre sus diversos atractivos destaca la presencia de abundantes aves, entres las que se encuentran especies protegidas.

Por otro lado, los frondosos tarajales que existen en sus orillas proporcionan un magnífico enclave para la nidificación y/o el refugio de importantes colonias de ardeidas, de entre las que destacan algunas tan singulares como la espátula, la garcilla cangrejera o el martinete con su belleza inquietante. Más alejadas de la orilla, cobran protagonismo las suaves laderas salpicadas de lentiscos y acebuches.

Aunque es de interés especial para los amantes observadores de las aves, la visita a este lugar no dejará indiferente a ningún visitante. La época invernal y las horas de comienzo y final del día son las ideales para contemplar el espectáculo visual lleno de vida que ofrece este lugar.

La cola del Pantano de Bornos, situado sobre el río Guadalete, al norte de la provincia de Cádiz, fue declarada oficialmente como "paraje natural" el año 1989. La Ley 2/1989, de 18 de julio, de la Junta de Andalucía estableció la figura de protección de este entorno extendido entre las poblaciones de Bornos y Villamartín. Se trata de una zona inundable. Cuando aumenta el nivel del agua embalsada todo este terreno se inunda.

Asimismo es un área que destaca por la práctica faunística de nidificación, esencialmente de aves acuáticas, a lo que contribuye la formación de tarays existente.

Cabe destacar que éste es el hábitat de la nutria, el águila pescadora, la garza imperial y el martinete.

Bornos ofrece a los aficionados a las aves, tanto nacionales como extranjeros,la posibilidad de disfrutar de la ornitología de una manera tranquila en un entorno rural.

Ofrecemos también innovadoras experiencias combinando el turismo ornitológico con la gastronomía, el turismo cultural o el turismo deportivo.

Junto a la presa, tenemos el enclave donde se encuentra la mayor colonia de grajillas de Andalucía, en una zona dónde además de ellas habitan también búhos reales, una pareja de perdiceras, alguna que otra águila pescadora, una colonia de garzas imperiales,algunas garzas reales. Además, es cobijo de más de 3.000 cormoranes en invierno y otras aves migrantes en las distintas estaciones del año. Por aquí pasa también la rara cigüeña negra en su camino al norte y las blancas viven aquí todo el año.

El murciélago hortelano, otro gigante que tiene en esta zona sus principales colonias, una de ellas se halla en el mismo instituto El Convento de Bornos. El área es rica en palomas y perdices.

Puede descargar el dossier de Turismo Ornitológico aquí

Turismo de naturaleza

Turismo de Naturaleza

Paraje natural Cola del Embalse de Bornos

La cola del Pantano de Bornos, situado sobre el río Guadalete, al norte de la provincia de Cádiz, fue declarada oficialmente como "paraje natural" el año 1989. La Ley 2/1989,de 18 de julio, de la Junta de Andalucía estableció la figura de protección de este entorno extendido entre las poblaciones de Bornos y Villamartín. Se trata de una zona inundable. Cuando aumenta el nivel del agua embalsada todo este terreno se inunda.

Asimismo es un área que destaca por la práctica faunística de nidificación,especialmente de aves acuáticas, a lo que contribuye la formación de tarays existente. Cabe destacar que éste es el hábitat de la nutria, el águila pescadora, la garza imperial y el martinete.

El Paraje Natural Cola del Embalse de Bornos está situado en el reculaje del embalse sobre el río Guadalete del que recibe su nombre, en los términos municipales de Bornos, Arcos de la Frontera y Villamartín, de la provincia de Cádiz.

Tiene una superficie de 817 hectáreas. Fue declarado como Paraje Natural mediante la Ley 2/1989, de 18 de julio, por la que se aprueba el inventario de Espacios Naturales Protegidos de Andalucía y se establecen medidas adicionales para su protección (BOJA núm. 60, de 27/07/1989); también es Zona de Especial Protección para las Aves [ZEPA (2002)], y se encuentra propuesto como Lugar de Interés Comunitario (LIC).

Representa un área de nidificación e invernada de numerosas especies de aves protegidas, con una importante colonia de ardeidas.

Entre las especies de aves que pueden observarse están el Martinete(Nicticorax nicticorax), la Garcilla Cangrejera (Ardeola ralloides), la Garceta Común (Egretta garcetta), la Garza Imperial (Ardea purpurea),la Cigüeñela (Himantopus himantopus), la Avoceta (Recurvirostra avosetta), el Cormorán Grande (Phalacrocorax carbo), la Garza Real(Ardea cinerea),

el Anade Silbón (Anas penelope), la Cerceta Común (Anas crecca), el Ánade Real (Anas platyrhynchos), el Pato Cuchara (Anas clypeata), el Negrón Común (Melanitta nigra), la Polla de Agua(Gallinula chloropus), la Focha Común (Fulica atra), el Avefría(Vanellus vanellus) y el Correlimos Común (Calidris alpina).Por lo que a ictiofauna se refiere, se encuentra la Boga (Chondrostoma polylepis) y la Colmilleja (Cobitis taenia). Entre los mamíferos se encuentra la Nutria (Lutra lutra).

Entre los reptiles se encuentra el Galápago leproso (Mauremys leprosa) y entre los anfibios el Sapillo pintojo ibérico (Discoglossus galganoi).

Localizado entre los municipios de Arcos de la Frontera, Villamartín y Bornos, del cual recibe su nombre, el embalse se establece sobre las aguas del Río Guadalete. Este lugar declarado paraje natural es un humedal de gran valor ecológico.

Entre sus diversos atractivos destaca la presencia de abundantes aves, entres las que se encuentran especies protegidas. Por otro lado, los frondosos tarajales que existen en sus orillas proporcionan un magnífico enclave para la nidificación y/o el refugio de importantes colonias de ardeidas, de entre las que destacan algunas tan singulares como la espátula, la garcilla cangrejera o el martinete con su belleza inquietante.

Más alejadas de la orilla, cobran protagonismo las suaves laderas salpicadas de lentiscos y acebuches. Aunque es de interés especial para los amantes observadores de las aves, la visita a este lugar no dejará indiferente a ningún visitante. La época invernal y las horas de comienzo y final del día son las ideales para contemplar el espectáculo visual lleno de vida que ofrece este lugar.

Cerrar [X]Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recopilar datos estadísticos sobre hábitos de navegación. El uso de cookies es necesario para la notificación de incidencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies